Estofado de ternera Guinness con castañas

Estofado de ternera Guinness con castañas

Estofado de ternera Guinness con castañas

Ingredientes (4 comensales):
– 700 gramos de carne de ternera para guisar
– 1 puerro
– 4 dientes de ajo
– 3 zanahorias
– 150 gramos de tomates
– 8 patatitas
– 500 gramos de caldo ave (el nuestro era de pollo y setas)
– 300 gramos cerveza Guinness
-16 castañas
– romero
– pimienta negra recién molida
– sal
– aceite de oliva virgen extra

Elaboración

Empieza con la mise en place, trocea la carne en dados del tamaño de un bocado. Pela el puerro, córtalo por la mitad y lávalo bien, a continuación córtalo en juliana. Pela los dientes de ajo y dales un golpe para que se abran un poco. Ralla los tomates para obtener su pulpa. Las zanahorias y las patatas las pelaremos más tarde para que no se oxiden, y las castañas, como habéis visto en el truco de cocina para pelar castañas, también las podemos pelar mientras el guiso se está haciendo.

Pon la cazuela para hacer el estofado al fuego, cubre la base con aceite de oliva y cuando esté caliente incorpora la carne, salpimenta al gusto. Dórala dándole la vuelta para que se haga de forma homogénea y retírala de la cazuela, dejando el jugo y el aceite en la misma, deja que reduzca un poco la temperatura y añade entonces el puerro y los ajos. Pocha a fuego lento, añade una pizca de sal, y cuando el puerro empiece a transparentar reincorpora la carne.

Sobre las zanahorias, comentaros que personalmente no nos gustan mucho cuando están cocidas en un guiso, así que una de ellas la incorporamos para que aporte su sabor (después nos la comemos con menos ganas o la guardamos para un puré) y las otras dos las hacemos a la parrilla con un poco de sal ahumada, ya os mostraremos en otras recetas de cocina que es una guarnición que nos preparamos muchas veces, en otros casos la incluimos en la parrillada de verduras.

Volviendo al guiso, pela una zanahoria (o todas si os gustan guisadas) y córtala en trozos al gusto, añádela a la cazuela e incorpora también el tomate rallado, salpimenta al gusto y añade una pizca de azúcar para equilibrar la acidez del tomate, deja reducir a fuego fuerte un par de minutos e incorpora entonces la mitad de las castañas (éstas se desharán en el guiso espesándolo), el caldo, la cerveza y el romero. Lleva a ebullición y después reduce el fuego para que el estofado se haga lentamente durante 90 minutos.

Cuando lleve una hora al fuego, incorpora las patatas y la otra tanda de castañas. Si queda mucho caldo deja cocer permitiendo que salga algo de vapor, sin encajar la tapa. Una vez que la carne, las patatas y las castañas enteras estén tiernas, apaga el fuego y deja reposar unos minutos. En nuestro estofado añadimos las zanahorias asadas en el reposo, en la degustación resultarán sabrosas y ligeramente crujientes.