Baguette Wellington

Wellington

Ingredientes:

Baguette:
– 250 g de harina de fuerza
– 5 g de levadura fresca de panadería
– 165 ml de agua
– 5 g de sal
– Para decorar (opcional): encaje y Maizena

Relleno:
– 1 solomillo de unos 500 g
– 1 bloque de foie gras, unos 50-100 g

Salsa Duxelle:
– 25 g de mantequilla
– 2 chalotas
– Una taza de champiñones
– 1 chorrito de Pedro Ximenez (o vino Madeira, Oporto o similar)

Elaboración:

Comenzamos preparando la masa de pan. Ponemos la harina en un bol amplio, y deshacemos la levadura en miguitas en su interior. Añadimos el agua y la sal, y comenzamos a amasar dentro del bol. Una vez la masa esté unida, la pasamos a la encimera, ligeramente enharinada, donde seguiremos trabajando la masa hasta que se vuelva elástica y homogénea. Formamos una bola, y la dejamos reposar en un bol tapada con un paño durante una hora aproximadamente.

Mientras que reposa la masa, preparamos la duxelle. Picamos muy fina la chalota, y la pochamos lentamente en una sartén con la mantequilla, hasta que esté transparente y blandita. Agregamos entonces los champiñones picados muy finos, y cocinamos unos minutos. Salpimentamos, y agregamos un chorrito de PX, dejándolo evaporar unos minutos. La mezcla debe quedar seca, como una pasta, sin líquido. Dejamos enfriar

Cuando haya reposado la masa, la disponemos sobre la encimera ligeramente enharinada. La estiramos formando un óvalo alargado del tamaño de nuestro solomillo, teniendo en cuenta que deberá cubrirlo totalmente. Con una cuchara distribuimos encima la duxelle, sin llegar a los bordes de la masa. Con las manos, untamos el solomillo en foie, procurando que quede uniformemente cubierto. Lo colocamos sobre la duxelle, y cerramos la masa de pan para cubrirlo totalmente, dándole forma de barra de pan.

Colocamos el pan con cuidado sobre una bandeja de horno forrada con papel de hornear, con el cierre hacia abajo. Dejamos reposar 30 minutos, mientras que precalentamos el horno a 200 º C. Para decorar el pan, antes de hornearlo colocamos una tira de encaje sobre él, presionando para que se adhiera ligeramente. Con un colador fino, espolvoreamos el pan con Maizena, y retiramos con cuidado la tira de encaje. He usado Maizena porque queda más blanca al hornear, pero puede usarse harina de trigo perfectamente

Introducimos la bandeja en el horno, y horneamos unos 20-25 minutos (dependerá del tamaño de nuestro solomillo). Retiramos del horno, y dejamos enfriar sobre una rejilla al menos 15 minutos antes de cortarlo, para que los jugos de la carne se distribuyan uniformemente, y la carne se corte mejor.